Wednesday, January 7, 2015

Gustavo cumple 47 eneros

7 de enero del 2015 - El dolor de cabeza y la fiebre me despertaron. Siguen los ataques de tos y el dolor en el pecho, voy por mi cuarta caja grande de Kleenex y necesito comprar otro pomo de Vicks Vapor Up. En las noticias dicen que hay miles de personas que llegan a las emergencias de los hospitales con los peores sintomas de un nuevo virus de influenza, que esta gripe que flota en el ambiente y que llaman rompe huesos dura de tres a cuatro semanas! Dios mio ya quiero que se vaya. Todos en casa estamos enfermitos. Unguentos, jarabes, recetas caseras, mucho liquido, miel y limon, y yo tratando de distraer mis sentidos al refugiarme en mis letras.
Hoy se cumplen 47 aniversarios de la llegada al mundo de una de las personas mas importantes de mi vida. Mi hermano Gustavo. Recuerdo la primera vez que lo vi, prematuro, diminuto, no tenia cejas ni pestanas, pesaba 1 kilo 100 gramos. Era un angelito precioso. Yo le llevaba 14 eneros, disfrutaba de su llegada porque mi cuarto hermano Michael ya tenia 7, Maurice 10, Rose Marie 12. Fue la primera vez que el instinto maternal me visitaba y que dejaba de jugar a las munecas para convertirme en la hermana mayor que disfrutaba de cuidar de su hermanito menor, del bebito de cabello dorado, lleno de rulos, disfrutando de sus primeras palabras y de como se deslizaba por las escaleras a una velocidad increible desde que empezo a gatear a los seis meses. Desde que aprendio a caminar lo llevaba conmigo a todas partes, era mi camote, mi chicle. Me llamaba 'mana titamel" (hermana Marisabel) y me quede con el Titamel de apodo, a mi hermana Rose Marie le decia : Lolaly". '
A fines del 1972 me case un mes y diez dias antes de cumplir los 19. Estuvo conmigo en todos los preparativos para la boda, en las despedidas de soltera, en la boda, en la recepcion y hasta el dia de hoy se acuerda de muchos momentos vividos en su primera infancia. Entonces un par de semanas despues de mi boda regresando de la luna de miel fue lo primero que hice, ir a la casa de mis padres a buscar a mi engreido, a mi consentido que al verme a pocos dias antes de cumplir su quinto aniversario de vida me recibio con una carita que se quedo grabada en mi mente para siempre. Me acerque para abrazarlo y decirle cuanto lo habia extranado, y en vez de abrazarme me dijo que no queria volver a verme porque lo habia abandonado. Me quito el habla por seis meses. Es que fue un golpe demasiado fuerte, el en su corta edad pensaba que regresaria a casa a dormir la misma noche despues de la boda, que nada iba a cambiar. El enano me quito el habla! y yo no sabia que hacer. Siempre fue mi engreido. Un dia en 1976 le compre un par de botas de vaquero y no se las quitaba para dormir. Le gustaba que lo llevara a comer al "Oscar" por aquellos dias los mejores sanduches de pollo de Miraflores.


Un Junio 21 de 1974 tuve la dicha enorme e inigualable de ser madre. Fue mi hermano Gustavo el que se quedaria conmigo en la clinica a cuidarme, se metio en la cocina de la Padre Tessa a buscarme gelatina, me cuidaba con tanto amor, porque di a luz con una gripe y me dolia cada vez que tosia. Me tapaba con un poncho, me daba besitos en la frente. Gustavo se convirtio en el mejor tio del mundo, un experto cuidador. Seguimos siendo como siempre inseparables. Cuando tuve a mi segundo hijo un 20 de Abril del 1976 nos mudamos al mismo edificio donde vivia mi padre, en el Malecon Armendariz 211, mi padre vivia en el tercer piso, yo en el noveno, por esas fechas y hasta el 1978 en que me fui de Lima sin saber que me iba por tanto tiempo... por esas fechas siempre andaria con mis cuatro varones, de arriba para abajo, a la plaza, a Larco, al Regatas, al cine, al parque, de compras, de viaje, siempre con mis dos hijitos y mis dos hermanitos menores.


2015... Hoy... La vida nos ha dado muchos golpes, pero mi hermano Gustavo y yo hemos estado siempre juntos en las buenas y en las malas, hemos trabajado juntos, hemos llorado, gritado, reido, peleado, nos hemos reconciliado y perdonado, hemos viajado, hemos cuidado juntos a nuestra madre.


Mi amor de hermana mayor, de hermana-madre me ha costado un precio muy alto. Mis hijos nunca han entendido que quiera tanto a mi hermano. Me han acusado de ser mejor hija y mejor hermana que madre. Quiero aclarar que amo a todos mis hermanos, mi madre tuvo seis hijos y a cada uno les dijo "eres mi favorito" Mi hermana Rose Marie es buena como un pan, Maurice el mas pegado a mi padre, Michael amoroso pero callado, en su mundo con ese hijo piloto que alumbra la vida de su abuelo por estos dias, Claudio que anda escondido arreglando su vida, mi hermana Natalie otro regalo precioso que me dio la vida, con un esposo y un hijo de primera, Rafaela, la chef de la familia vivendo en la tierra del Inca feliz con su hija muneca Moana la nieta adorada de sus abuelos, Jenny Patricia la menor, la mas alta, con unos ojos que parecen dos esmeraldas, llena de talentos, otra nacida en el mes de enero, la que vive en casa con mi papi, haciendo lo que mas le gusta, volar y cuidar perritos, eso le alegra la vida a sus padres que ayer cumplieron 36 eneros que se casaron aqui en Miami y yo fui testigo de la segunda boda de mi padre. Ayer les pedi que se casaran por la Iglesia. Mi padre tiene 81, su segunda esposa tiene 62, cuando mi padre la enamoraba ella se escondia debajo de su escritorio porque le tenia miedo por la fama de enamorador que tenia! La felicite por aguantar a mi padre, por amarlo, por todo, por tanto.


Le pido a Dios por todos mis hermanos, por mis hijos, por mis nietos que son mi todo y hoy le pido mucho y le agradezco por la presencia amada de mi hermanito del alma, le doy las gracias porque desde que cai enferma es mi hermano Gustavo quien ha estado conmigo cuidandome, acompanandome, atendiendome, le doy las gracias porque fue Gustavo quien cuido de mi madre en sus ultimos meses de vida. Soy una mujer inmensamente afortunada, tengo dos angeles viviendo conmigo en casa, dos hombres magnificos a los que la vida ha ido convirtiendo en dos diamentes que son las estrellas que iluminan mis noches.

No comments:

Post a Comment