Thursday, August 31, 2017

Necesitamos hombres de bien en los gobiernos

Hay personas que detestan hablar de la muerte. Que quieren vivir pensando que van a ser eternos, que a ellos las muerte no les va a llegar. Creo que hay instantes en que debemos pensar qué significa la vida frente a la muerte. Una de las cosas con las que nos confronta la situación que atraviesa el mundo hoy en el 2017. Un mundo tan diferente al de 1917, al de 1957, al de 1980... hoy la vida es para los que nacimos en el siglo pasado complicada y abrumadora. Mas allá de todas las caricaturas, bromas, burlas, quejas, criticismo a los "incompetentes que gobiernan las naciones del planeta" y nos causan tanta inseguridad, tanto miedo, somos acaso víctimas del sistema moderno, de los gobiernos corruptos, indiferentes a las necesidades de sus pueblos, de su gente trabajadora, de tantos paises que padecemos de "malos" gobernantes, me duele la población venezolana, la de mis hermanos de Texas actualmente, la de mis amados Peruanos, la de mi bella Argentina, ni mencionar Francia, Inglaterra, que sufren de tantos atentados terroristas, de tanta inseguridad en sus calles, hace poco Barcelona y los asesinatos tan injustos a los inocentes que ese dia caminaban por el centro de Barcelona.

Todo me sorprende y me atemoriza, me duele cuando me entero de las noticias. Los que se quejan pero en realidad no saben hacer nada. El cambio no se hace gritando ni haciendo tanta bulla y alboroto. El cambio empieza en cada ser humano. En su conducta correcta y adecuada como buen ciudadano, en todo el sentido de la palabra. Las democracias representativas no cumplen realmente una función por la igualdad. El mundo es el mismo en su esencia del pecado. Prevalece la codicia por el poder, la fama, el ego, el dinero, se siguen discriminando a los pobres, a los de otras religiones, a los de otras razas y nacionalidades, los seres humanos pierden la sensibilidad la empatía, el amor a los que no son su familia, y muchas veces ni siquiera a su familia aman, valoran o aprecian. Hay tantas personas que viven el Yo, Mi, Misma, Conmigo, Para Mi y para Nadie. Estoy cansada de ver tantos millones de seres humanos que viven y que vivían muertos en vida, con tantas tragedias, con tanta pobreza, sin esperanza, en un mundo sin justicia para tantos y con tanto miedo y enfermedades que nacen desde el drama de ser victimas de malvados victimarios, no importa muchas veces si son los mismos padres, los esposos desconsiderados, los violadores no solo de cuerpos sino los que ladrones de almas.

Que necesita hoy el mundo, una persona con verdadera vocación de servicio en una convicción moral, sino en una decisión política. ¿Una Teresa de Calcula hombre? No sé, para muchos han habido presidentes y gobernadores que han sido muy respetados y amados, pero es que para arreglar las naciones del mundo se necesitan de "equipos ganadores, de personas decentes, con valores y principios, que no roben, que no se hagan ricos abusando y mal pagando a los ciudadanos trabajadores que viven de mes a mes y quiera Dios que nunca se enfermen porque curarse cuesta todos los ahorros de una vida y perder sus casas, para de viejos volver a vivir alquilando un cuartito miserable o viviendo arrimado a alguien que les va a poner malas caras a cada rato.

Nunca he querido participar en la politica, la he conocido de cerca en mis tiempos de juventud y aprendi a alejarme de ella, al principio muchos de ellos tienen buenas intenciones, pero cuando llegan a la cima, a la cumbre, el diablo viene a tentarlos y caen como ratoncitos en las trampas de tener todo el queso del mundo, las mansiones, los lujos, las joyas, los viajes, las agendas tan ocupadas que se vuelven viejos canosos antes de tiempo, para querer ser presidente hay que tener dinero y saber mucho de historia, tener sentido comun y respetar los derechos humanos, no venderle su alma al diablo, ni creerse nunca dioses. Y es que la soberbia es prima hermana de la codicia, del amor al poder, de la falta de conciencia, de olvidar el valor de la decencia y de una vida recta, de entender la palabra "ser probo" y son tan pocos los hombres, mujeres que no tienen precio, que no se venden, porque saben que tienen una fortuna, un palacio en el reino de los Cielos.
Necesitamos gobernantes que hayan alcanzado un nivel de madurez moral y política. Nadie cierra los ojos frente a los errores, los temas que siempre surgen cuando una población (una parte de la población) decide hacerse cargo del destino de su país, pero hay una responsabilidad asumida. La pobreza no deberia de existir en el mundo, la pobreza NO es una situación "natural" y aceptable como se pretende hacer pasar como lenitivo y sedante, la pobreza es un invento CRUEL del hombre inspirado por los malignos, los seres oscuros. Todos los hombres nacemos de la misma manera, y terminamos con el mismo final. Todos debemos tener oportunidades en la vida de llegar a tener una vida sin tanto padecimiento y tanta violencia, de poder salir a la calle a correr y caminar antes de empezar a laborar, de poder comer tres comidas diarias, de poder estudiar en colegios "gratis", de poder estudiar en universidades que no cuesten una fortuna... La clase media casi no existe hoy en el planeta.

Para alguien como yo que escribe porque necesita expresar lo que siente, el lenguaje es importante. Oremos hoy y todos los dias para que existan hombres y mujeres de bien, politicos decentes y responsables, que aman su patria, que quieren ver y ser parte del progreso de todos los ciudadanos, los habitantes, que nuestras futuras generaciones sean MEJORES personas. Que se acaben las palabras falsas, y las promesas incumplidas, que empiecen a dar prioridad a los asuntos importantes como la paz del mundo, la igualdad en el trato a los seres humanos, que se haga justicia, que exista la buena moral y se recuperen los valores. Que se aplique el AMOR, lo que hace mas de dos siglos Cristo vino a dejarnos como el nuevo mandamiento "Amaos los unos a los otros"

En fin, quería terminar el mes de Agosto con esta reflexión un poco acelerada por falta de tiempo. Creo que para entender qué sucede en Estados Unidos, en Venezuela, en Francia, en Inglaterra, en Rusia, en Peru, en Argentina en todos los otros gobiernos del mundo.

"Hacer el bien, sin mirar a quien" El cambio empieza en cada uno de nosotros. Se parte del cambio para mejorar el pedacito de mundo donde te toca vivir... pon tu granito de arena...
Los amigos de la pluma de Mary Fernandez

No comments:

Post a Comment