Wednesday, August 30, 2017

Otro 30 de Agosto en el 2013

El Facebook nos trae recuerdos de otras fechas, hoy leo un escrito de otro 30 de Agosto del 2013... cuando me dieron la noticia de que iba ser abuela por cuarta vez... otro 30 de Agosto que parece que fue ayer...
Notas de mi viejo cuaderno:
Hoy viernes 30 de Agosto del 2013 tengo que ir al médico a que me hagan mi chequeo trimestral. En estos momentos, temprano en la mañana, estoy bajo el efecto de los “remedios” a los que no me acostumbro, creo que nunca podré hacerlo. Hoy viernes también me doy cuenta que hace un buen tiempo mi pluma esta callada, que casi no he escrito en estos últimos meses, que no he contado los días como antes, pero hoy tengo ganas de escribir, a pesar de que me siento agotada, porque a pesar de que no he plasmado mis pensamientos en la pantalla, he seguido escribiendo en mi mente, en mis sueños, en todas mis actividades.
Si, escribir es para mí como respirar, es hablar, es sentir, es vivir... las palabras resuenan, y resuenan fuertemente, a veces muchas veces mis pensamientos me dejan sorda, me dejan agotada. Siento la locura, la fiebre, la obsesión de la vida y el dolor abrazándose con las palabras y los pensamientos. Necesito decir lo que siento, a veces siento que voy a explotar como una bomba de tiempo...reconstruir mi vida ordenando cada espacio, cada respiro, cada suspiro, cada recuerdo, cada error, cada acierto.
Anoche soñaba que estaba nadando y una ola gigantesca no lograba intimidarme. Siento que el idioma no me alcanza, no llega a conseguir el aliento poético que estoy buscando desde siempre en mi alma de poeta, en mi aprendizaje de plasma en el papel todo lo que soy, lo que siento. Ayer me he entarado que voy a ser abuela por cuarta vez, y he tocado el cielo de felicidad y agradecimiento, ya tengo tres nietos varones, le pedí a Dios me hiciera el regalo de una nieta, de una mujercita, la noticia de la voz dulce de mi hijo mayor me hizo inmensamente feliz. Si es mujer le van a poner de nombre Flora. Y siento que ya tengo a Flora en mis brazos, me la imagino rubia con el pelo color trigo y unos ojos enormes del color del cielo.
Y me pregunto: Que es la escritura acaso no es la reescritura de la vida??? Hoy leía los comentarios de mi querida y admirada amiga de la infancia, Charo G. de Delgado ella con esa sensibilidad y sabiduría que la caracterizan supo decir en pocas palabras lo que muchos escritores no pueden en varios capítulos, tengo que agradecer tanto por personas especiales como ella, que son parte de los pedacitos de mi vida, maestras que con su ejemplo de vida escriben las verdaderas historias de amor. Esta mañana sentí de nuevo las ganas de vivir, me sentí fuerte como antes. No sé si esa fortaleza es verdadera, lo cierto es que yo no quiero parecer fuerte, ni segura, ni tan determinada, simplemente serena, atenta, observadora, en paz, en amor, en armonía, en Dios.

No comments:

Post a Comment